martes, 12 de agosto de 2014

Señor ♥ UNA VEZ VIVÍ ♥ MACARENA

Señor
Amo cada uno de tus pasos, a través de tu huella aprendí a conocerte. Me enseñaste valores, esparcidos en realidades y no sentí temores… de tu mano siempre.
Aprendí los recodos que encierra el afecto, a comprender palabras, a respetar silencios, a arrodillarme en dulce oración. Me enseñaste lo diminuto del tiempo, en tiempos de espera que se torna inmenso.  Acompañaste mi entrega al sembrar tu semilla, perdonaste mis dudas, mi olvido, mis idas y vueltas, y aún así, siempre has sido mi abrigo.
Y me veo en tus ojos, cuando cierro los míos, no es la imagen, ni la figura del templo, es algo más, tan intenso es el llevarte por dentro, el hablar sin respuestas, el decirte sin voz, y que tú me escuches y concedas milagros, me enseñaste a creer en un ser superior.
Amo cada uno de tus pasos.  Diminutos… los míos, quieren ser espejo, a veces se difuman, se pierden, y me guías obviando el detalle…

María del Carmen Menéndez García




MACARENA

Reflejos A través de los años, en esa constante de visualizar espejos que van tallando en ellos vivencias, vida. Al pasar el ti...