martes, 8 de junio de 2010

LA MISA Y EL LEGIONARIO *** MACARENA *** UNA VEZ VIVÍ **



La misa y el legionario

El legionario busca su santificación por medio de su apostolado, y ungido en los dones del Espíritu Santo ha de lograr ser un auténtico instrumento para transmitir a sus hermanos.
Por medio de Maria, María- del Espíritu Santo, al sentir nuestro corazón pleno de amor y fe, tendremos el medio para seguir los pasos de la Legión, un poder que "renovará la faz de la tierra". El Calvario y en el, se perpetua el Sacrificio de Jesucristo, y en la misa se renueva. Se diluyen las distancias, y todo es un uno, el sacerdote y el Sacrificio de Jesús, la diferencia es el modo de ofrecer, contiene todos los dones de la Redención. Es fiesta porque Jesús resucito, es recordatorio del sacrificio de Jesús, es banquete, pues en el recibimos el alimento para nuestra alma. La Legión pide a sus miembros, reciban la Eucaristía asiduamente, de ser posible diariamente. Consta de dos partes primordiales, la liturgia de la Palabra y la liturgia de la Eucaristía, unidas componen un acto de sublime adoración.
Al concluir la Misa, María sigue con su los legionarios, y junto a Ella participarán bajo su amparo en la distribución de las gracias recibidas.
Placenteramente, en unción, recibiendo el Pan de Vida y compartiendo junto a Ella el Sacrificio de su Hijo para nuestra Redención.

María del Carmen






MACARENA

Reflejos A través de los años, en esa constante de visualizar espejos que van tallando en ellos vivencias, vida. Al pasar el ti...